Luna de miel en Indonesia con Nusahti. Etapa Bali

Después de los majestuosos templos de Java, nuestra siguiente etapa nos llevó a la isla de Bali, repleta también de templos, arrozales y bonitas playas. En este caso no tuvimos guía y nos estuvimos moviendo por nuestra cuenta con drivers, siguiendo el itinerario diseñado por Nusahti.


Etapa Bali:


Esta nueva etapa empezaba en la capital de la isla, Denpansar. Desde el aeropuerto se nota que es una isla a la que el turismo le ha dado bastante dinero y se notan unas infraestructuras más preparadas e incluso bonitas. El aeropuerto de Denpansar es curioso estéticamente y no tiene nada que envidiarle en cuanto a infraestructuras a un aeropuerto medio de una ciudad europea.

Nuestro centro de operaciones en Bali, era en la ciudad de Ubud, capital cultural de la isla y centro geográfico desde donde visitarla. 
Como íbamos a estar seis días el hotel de Ubud era importante que fuese bueno para poder descansar bien, ya que pretendíamos visitar bastantes puntos de interés de la isla y por tanto hacer muchos kilómetros.

Nusahti nos reservó en el The Evitel Resort Ubud, es un hotel que tiene una localización inmejorable pues está en el centro de Ubud. Pero tenéis que tener varias cosas en cuenta a la hora de que os den habitación. Que la habitación no dé a la calle principal, es la más transitada de Ubud y hay ruido constante, además la otra orientación del hotel es preciosa, pues da a un arrozal. Por último yo pedí habitación en la segunda planta, la última planta da justo debajo de cocina y comedor.

Después de la primera noche para establecernos los días siguientes hicimos por días las siguientes vísitas:

Día 1 en Bali:


  • Campuhan
  • Pura Tirta Empul
  • Pura Gunung Kawi
  • Terrazas de arroz de Tegalalang
  • Pura Sebatu

Hay que acordarse de llevar bañador y toalla para esta excursión, pues en el tempo de Pura Tirta existe la posibilidad de darse un baño en sus supuestas aguas purificadoras.

Piscinas de agua sagrada en Pura Tirta
El templo de Pura Tirta Empul es el más popular, pero a escasos 10 minutos por unas escaleras que hay a la derecha de la entrada se llega al templo Pura Pegulingan. Es un templo precioso que además está vacío y rebosa de paz y tranquilidad.

Pura Pegulingan

Terrazas de arroz de Tegalalang
En las terrazas de arroz de Tegalalang hay que pagar una entrada al principio. Pero ojo es la única que hay que pagar. Paseando por los arrozales os encontraréis con dos o tres puestos con pinta oficial en la que os pedirán una donación. Exacto es una donación y no tenéis obligación de pagarla por muy cabreado que se pongan. Nosotros no pagamos ninguna donación en Tegalang por las formas de los que están en las casetas.

Nos dimos un paseo muy bonito con el atardecer por las terrazas y subimos hasta la cima, donde hay un barco de madera llamado "Titanic". Por el camino vimos gente local haciendo sus labores y que siempre te devuelven una sonrisa y están dispuestos a que te tomes una foto con ellos.





Día 2 en Bali:
Después de un primer día completo visitando templos, organizamos un día en bicicleta partiendo del pueblo de Kintamani. Empezamos parando en un mirador frente al volcán de Mount Batur. Allí conocimos al guía que nos iba a llevar por los verdes senderos repletos de palmeras, arrozales y maizales de la zona central de Bali.
Mount Batur
Durante la excursión pasamos por varios pueblos, el guía muy amable nos llevo a su casa para presentarnos a su familia. En esta visita un poco más personal nos contó sus costumbres y como se organizan las casas típicas Balinesas, con sus templos privados incluidos.
Arrozales en Kintamani
También, saltándose un poco el guión de la excursión, nos llevó a un ring dónde se celebran las tristes peleas de gallos, nos explicó bastante acerca de esta realidad. Nos impactó tanto que hemos escrito un post acerca de las peleas de gallos.

También nos contó acerca de un juego de mesa llamado Cheky, al cuál ellos lo juegan apostando dinero entre las peleas de gallos, pero se puede jugar anotando puntos simplemente. El cherki se juega con unas cartas especiales, también le hemos dedicado un post individual explicando las reglas.

La excursión duró unas 4 horas, había otros packs que incluían rafting y/o visita a un parque donde hay elefantes. Pero creo que disfrutar de un día a bici sin prisas y parándote donde te apetezca es una experiencia muy recomendable.

Besakih
Día 3 en Bali:

Pueblo tradicional de Tenganan
Templo Goa Lawah
Jardines de Tirta Gangga
Playas del noreste (Candidasa, White Sand Beach, Virgin Beach, etc.) La playa de Candidasa la vimos solo de pasada. Realmente ya no hay playa como tal, esa parte de la costa se ha erosionado y la linea de playa con arena ha desaparecido. Por lo que únicamente quedan locales de comida al borde del mar y muchas rocas y piedras.
La playa bonita y a la que se accede por un camino de arena tras un paseo de 5 minutos es White Beach,  hay que pagar en el parquien y a la entrada de la playa nos volvieron a cobrar. No sabemos hasta que punto estos cobros van al bolsillo del mafiosete de turno o es algo oficial. Sin rayarnos mucho, buscamos un bar con tumbona y sombrilla y disfrutamos de un rico almuerzo, con nuestras Bintang y nuestro primer día de playa en Indonesia.


Día 4 en Bali:

Besakih
Nungnung
Ulun Danu Bratan. Este templo además de bonito es muy popular pues aparece en el billete de 50K rupias. Es un templo a la orilla de un lago que tiene un vistas preciosas. A la hora de visitarlo hay que tener en cuenta que está a 1200 metros, hace fresquito y por lo general llueve de forma intermintente.


Ulun Danu Bratan
Tananlot. Es un templo en la costa, la imagen de cierre de esta entrada es de allí. El consejo en este punto es dar una vuelta por la zona, llegar incluso a la punta más extrema de la playa, donde hay unos acantilados. Una vez en los acantilados, nosotros nos colamos al campo de golf, dice que propiedad de Donald Trump, lo atravesamos y de repente dimos con el restaurante que tiene las vista de la puesta de sol. Hay que ir un poco pronto para coger sitio en primera fila, nosotros merendamos con un café y tortitas mientras veíamos un atardecer mágico.

Nuestros días en Bali, no terminaban tras las excursiones de la mañana. Normalmente por las tardes nos dábamos un paseo por la ciudad y disfrutábamos de su ambiente. No faltaba la típica Bintang grande con dos vasos para compartir.

Ulun Dana Bratan
Otra de las cosas que disfrutamos bastante en Ubud, fueron los masajes. El precio del masaje en un sitio decente en Ubud, es muy bajo y tras los tutes de andar y bici que nos metíamos por las mañanas no dudabamos en buscar una excusa para darnos un masaje de 60 minutos.

Otra tarde fuimos a un espectáculo de danza balinesa. Las entradas las compramos esa misma mañana en la oficina de turismo. Es un espectáculo curioso que no hay que perderse, recomiendo ir con antelación para coger asientos en las primeras filas.


Tanalot

Siguiente etapa del viaje en Gili y Komodo

Bonus:
No podría terminar este etapa sin mencionar el masaje a cuatro manos que nos dimos en The Kayma Spa. Nos trataron estupendamente, se nota que son profesionales, las instalaciones están perfectas y con vistas a un arrozal. Además la pasta y el té del final están deliciosos.
El local está un poco escondido en una de las perpendiculares de la calle Monkey Forest y su relación precio calidad es buenísima.

We should not end this episode without mentioning the four-hand massage we did at The Kayma Spa. We were treated very good, we note they are professional, the facilities are perfect and there are views of a rice field. Plus the sweet and the ginger tea at the end are delicious.
The place is a bit hidden in one of the perpendiculars of the street Monkey Forest and its price relation quality is very good.



Comentarios

Entradas populares de este blog

El Madrid de Trapiello

Luna de miel en Indonesia con Nusahti. Etapa Gili y Komodo